Metales del bloque p

Livermorio


Fecha de descubrimiento
2000

Descubierto por
Científicos del Instituto Conjunto Ruso de Investigación Nuclear (JNIR)

Origen del nombre
El nombre fue puesto en honor del Laboratorio Nacional Lawrence Livermore, donde se produjo el objetivo necesario para crear este elemento

Grupo
Metales del bloque p
# Grupo 16 Punto de fusión 364-507 °C, 687-944 °F, 637-780 K
Periodo 7 Punto de ebullición 762-862 °C, 1403-1583 °F, 1035-1135 K
Número Atómico 116 Densidad (g/cm3) 12,9
Configuración Electrónica [Rn] 5f146d107s27p4 Masa atómica relativa
293
Bloque p Isótopos clave 293Lv

Historia

El descubrimiento del livermorio se remonta a 1999, cuando el Laboratorio Nacional Lawrence Livermore, conocido por sus siglas como LLNL, anunció que había descubierto el elemento número 116, aunque más tarde salió a la luz que uno de sus científicos había inventado la evidencia, por lo cual se publicó una retractación poco después. Por su parte, el Instituto Conjunto Ruso de Investigación Nuclear, conocido por sus siglas como JNIR, llevaba varios años trabajando en la creación de este elemento, pero todos sus intentos fueron en vano. No obstante, este panorama cambió para el año 2000, cuando un equipo de este mismo laboratorio, encabezado por los científicos Vladimir Utyonkov, Yuri Oganesián y Kenton Moody, bombardeó un blanco de curio-248 con iones de calcio-48, con lo cual pudieron detectar un solo átomo de livermorio que poco después decayó en flerovio. Estos resultados fueron publicados ese mismo año y poco después se adoptó el nombre de livermorio, en honor al LLNL donde se produjo el objetivo de curio.

Propiedades y abundancia

El livermorio es un metal superpesado y radiactivo que no se puede encontrar en la naturaleza debido a la corta vida media de sus isótopos, por lo cual sólo puede obtenerse sintéticamente al bombardear otro elemento con partículas alfa. A una temperatura ambiente (20 °C), este elemento se encuentra en estado sólido, al igual que la mayoría de los elementos superpesados (con la notable excepción del flerovio y el copernicio). En la actualidad se conocen cinco radioisótopos del livermorio, los cuales tienen masas atómicas que van desde el número 290 hasta el 294.De todos estos, el más estable es el livermorio-294, con una vida media de tan solo 54 milisegundos. El livermorio no tiene una función biológica determinada y es tóxico para el cuerpo humano por su radiactividad.

Usos

Debido a su escasez, al coste de su producción, a su corta vida media de sus isótopos y a su radiactividad, el livermorio no tiene aplicaciones más allá de la investigación científica.

Quis autem vel eum iure reprehenderit qui in ea voluptate velit esse quam nihil molestiae consequatur, vel illum qui dolorem?

Temporibus autem quibusdam et aut officiis debitis aut rerum necessitatibus saepe eveniet.

Copyright © 2015 Flex Mag Theme. Theme by MVP Themes, powered by Wordpress.

To Top