Actínidos

Neptunio


Fecha de descubrimiento
1940

Descubierto por
Philip Abelson y Edwin McMillan

Origen del nombre
El nombre proviene del planeta Neptuno

Grupo
Actínidos
# Grupo Actínidos Punto de fusión 644 °C, 1191 °F, 917 K
Periodo 7 Punto de ebullición 3902 °C, 7056 °F, 4175 K
Número Atómico 93 Densidad (g/cm3) 20,2
Configuración Electrónica [Rn] 5f46d17s2 Masa atómica relativa
237
Bloque f Isótopos clave 237Np

Historia

El descubrimiento del neptunio se remonta a 1934, cuando el químico italoestadounidense Enrico Fermi bombardeó uranio con neutrones y afirmó que había descubierto los elementos número 93 y 94 de la tabla periódica. Este anuncio fue criticado por la química alemana Ida Tacke-Noddack, quien señaló que la investigación estaba incompleta y que las sustancias obtenidas eran sólo productos de la fisión del uranio. De hecho, Enrico Fermi no se dio cuenta de que había descubierto la fisión nuclear. Cuatro años después, los químicos Yvette Cauchois y Horia Hulubei anunciaron que habían descubierto el elemento número 93 de la tabla periódica, pero esto fue igualmente desmentido. Así, el neptunio no fue descubierto sino hasta 1940, en Berkeley, California, cuando los químicos Philip Abelson y Edwin McMillan bombardearon uranio con neutrones lentos, observando que este pasaba a emitir extraños rayos beta. Esto indicaba que estaban ante la presencia de un nuevo elemento.

Propiedades y abundancia

El neptunio es un metal radiactivo poco común en nuestro planeta, por lo cual se sintetiza en lugar de extraerse de la naturaleza. Este se puede obtener de los minerales del uranio, en menor medida, y de las barras de combustible de uranio inoperativas como un subproducto de los reactores nucleares. De este elemento se han reconocido 24 isótopos radioactivos con una masa que va desde las 219 hasta los 244 u, siendo el neptunio-237 el más estable de todos, con una vida media de 2,14 millones de años. El neptunio no tiene una función biológica determinada, pero es tóxico para el cuerpo humano por su radioactividad.

Usos

El neptunio tiene muy pocas aplicaciones más allá de la investigación. Se usa como precursor para producir plutonio, al irradiarlo con neutrones para dar forma al plutonio-238. Este último se utiliza como generador térmico de radioisótopos en las naves espaciales y fines militares. Anteriormente, se pensó que el neptunio podría usar en la fabricación de armas nucleares o como combustible para reactores nucleares debido a que era fisionable, pero esto fue descartado y anunciado públicamente como improbable por el Departamento de Energía de Estados Unidos en 1992. Dentro de las investigaciones físicas, se utiliza el radioisótopo neptunio-237 en la detección de neutrones de alta energía.

Quis autem vel eum iure reprehenderit qui in ea voluptate velit esse quam nihil molestiae consequatur, vel illum qui dolorem?

Temporibus autem quibusdam et aut officiis debitis aut rerum necessitatibus saepe eveniet.

Copyright © 2015 Flex Mag Theme. Theme by MVP Themes, powered by Wordpress.

To Top